Esta bien, hablemos de amor. Hay miles de razones para saber si estas enamorado. Podemos poner de ejemplo las famosas mariposas en el estomago, la sonrisa instantánea cuando le ves, las ganas de besarle a todas horas, las 6000 sonrisas que practicas en el espejo del baño de tu casa antes de salir con él, las miles de tonterías que guardas que han tocado su mano o el abuso de maquillaje que haces cuando le vas a ver. Podemos también pensar las típicas frases morales de su felicidad es tu felicidad, cuando estas con él no dejas de mirarle o tus celos locos si mira a otra. Hay muchas quizás demasiadas explicaciones del amor. Yo soy de las personas que valoran los diminutos detalles del día a día y cuando me paro a pensar en el amor a veces no logro entenderlo...Y si, es así de simple pero ya se porque estoy enamorada de él, aparte de pasarme esas miles de razones yo a la vida le he contestado mil una.

martes, 15 de mayo de 2012

¿Y ahora que pasara? Lo inevitable

-¿Sabes? Mi idea era no enamorarme…
-¿Y cuál es el problema?
-Que apareciste tú y lo cambiaste todo. Por pedir puedes pedirme que te baje la luna, que haga mil tonterías. Si quieres te puedo abrazar hasta dejarte sin respiración o tararear una canción hasta que te duermas. Si me lo pides, si me das una buena razón, me quedo a tu lado. Si quieres pedirme pídeme que te diga todos los días que te quiero, o que te diga lo especial que eres y que me he dado cuenta de que todos estos años sin ti, he estado perdiendo el tiempo. Te doy todo a cambio de un beso de esos de campeonato, de los que tocan el alma.
-Yo…
-No hace falta que digas nada.
-Si si, quiero hacerlo, pero no se como explicártelo, a ver creo que desde que tú llegaste la oscuridad tiene más claridad y ni con las persianas bajadas del todo puedo verlo todo negro. Y si, yo también estoy enamorado de ti.


Odio darme cuenta de que la mejor versión de ti ya no es para mí

Yo elegí quererte y todas las consecuencias que ello conllevaba. Elegí que tu fueses la persona que llenase mis días de sonrisas. Elegí que me comieras a besos. Elegí también tu voz al otro lado del teléfono. Elegí llorar por tí de vez en cuando. Elegí creerme tus verdades y creerme a medias tus mentiras. Elegí que no quería otros abrazos, ni otras manos deambulando por mi pelo. Elegí nuestro mes del año y nuestro día del mes. Elegí que tú fueras mi locura y mi cordura. Elegí las idas y venidas, las despedidas, elegí la impotencia y la incertidumbre. Elegí el miedo a fallar y los impulsos. Elegí las miradas. Elegí temblar. Elegí hacerme adicta a tí, a tus manías y a tu manera de hacer las cosas. Elegí conservar intacto cada momento, y dejar huella. Elegí no callarme nada. Elegí dártelo todo. Elegí hablar de nosotros cuando hablaba de mi. Elegí ser fuerte y luchar por un solo motivo. Elegí darte todas mis oportunidades. Elegí no poner límites. Elegí arriesgar y jugármela por ti. Te elegí a ti.

lunes, 14 de mayo de 2012

Sin embargo, no sé cómo hemos acabado con lágrimas en los ojos, amándonos otra vez.

Como cambian las cosas. Un día estás rozando la cima y al siguiente sientes cómo te desvaneces entre las cenizas, como te hundes. Porque es así y si no aprovechas cada oportunidad como si fuera única llegará el día en que no tengas más. La vida es como es y no puedes cambiarla. Estamos diseñados para fallar, para caer y levantarnos de nuevo, para experimentar, sufrir y volver a empezar. Pero sobre todo estamos preparados para seguir intentándolo siempre, para no rendirnos, para aguantar. Está sólo en nuestras manos el tomar decisiones. El dar o no el paso que te lleve a la vida o a la muerte, el luchar o no por la chica de tus sueños, el apostar o no por un amigo, el confiar, el ser o no sincero, el dejar a tu pareja o seguir aguantando, el creer, el aceptar cada derrota o el seguir día a día superando las complicaciones. Es un día dentro de todo un año, una hora dentro de un día, un minuto y un segundo. Ése, ése es el momento de las decisiones, de un sí o un no. Ése es el momento en el que se ve la valentía de las personas, el coraje. Difícil de creer pero al fin y al cabo es así no se puede cambiar, depende de ti mismo ser feliz... Apuesta por un sí.


Hay momentos en que los problemas se presentan en nuestras vidas y no podemos hacer nada para evitarlos. Pero están ahí por alguna razón. Solo cuando los superamos, entenderemos por qué estaban allí.


sábado, 5 de mayo de 2012

Supongo que te darás cuenta de que me gustas, y, o pasarás de mi o me querrás,supongo.

La vida es una contínua toma de decisiones. Decisiones que condicionan y derivan consecuencias por nuestras elecciones. Podemos elegir bien, podemos elegir mal. Podemos acertar, y podemos fallar. Y lo único que sacamos en común es que aprendemos. Los peores errores están relacionados con el tema del amor. Cuando no eres tu, es el y si no al contrario. Cuando dices algo fuera de lugar. Cuando cometes un gran error. Cuando le fallas a alguien. O cuando lo engañas. Si cuentas un secreto. Si hablas mal. Si eres siempre negativo. O simplemente amargas. Los enfados que no llevan a ningún lugar, o los que te llevan a uno muy lejano. Promesas. Deseos. Odios. Decisiones, decisiones y más decisiones. El destino NO está escrito. Lo escribimos nosotros conforme avanzamos. Si quieres puedo formar parte del tuyo, para mí tu ya formas parte del mio.

A veces cuando quieres a alguien,tienes que dejar que se de cuenta de ello.

Esta vez no quiero que seas el chico perfecto.Esta vez lo que quiero es que me levantes la falda cuando yo te lo pida.Quiero que me beses por todo el cuerpo hasta hacerme temblar.Quiero tu pelo revuelto,tus ojos y tu mirada electrizante,tus labios burlones.Quiero que me lleves a donde sea,sin importarme el lugar,sin importarme lo que nos encontremos allí,vivir únicamente el momento contigo.No,no quiero que me hagas millones de regalos.No quiero que hagas lo que debes si no lo que quieres.Quiero que me guiñes un ojo cada vez que miras a otra y quiero escaparme contigo a cualquier lugar. Quiero que me metas en líos porque sé que luego podrás sacarme de ellos.¿Es que no lo entiendes?.Por una vez en mi vida quiero vivir lo prohibido,te quiero tal y como eres,quiero que me digas lo que sientes siempre que tengas oportunidad.Por una vez quiero sentir que cometer locuras contigo sí vale la pena.Quiero sentir que quererte es lo mejor que puedo hacer.

martes, 1 de mayo de 2012

Creo que a nuestro puzzle le faltan piezas, será mejor que empiece con otro.

"Ya me conoces. ¿No? Quizá para mi sea más fácil expresarme en un papel que frente a ti.Quiero que sepas que he decidido olvidarme de ti. Que mi mente no recuerde nunca más nada tuyo. Tengo demasiadas ilusiones rotas como para seguir imaginando nuevas y solo recibir indiferencias.Pienso en ti, te deseo y no estás. Siento ser una molestia en tu vida. No digas que no. No pienses ahora que no. Se que me quieres, pero tienes tu vida, y yo únicamente paso y estorbo; cualquier ciego puede verlo. Las razones se han juntado para decidir: serán estos los últimos días que nos hablaremos y pronto no sabrás de mi ni yo de ti. Voy a olvidar todo. Tu dirección, aunque ya no vivas en ese mágico lugar que nos conocimos. Tus mensajes; tristes, dulces, alegres que maldición sólo sirvieron para crear falsas expectativas. Estoy cansada de desearte y encontrar siempre una respuesta fría y distante.No quiero que mi mente imagine momentos que no van a existir; porque eres distinto, porque te imagino distinto; y cuando llega la realidad, ese momento, lo imaginado no sucede, y me siento mal. Peor aun, me siento desamparada, desprotegida demasiado olvidada. No tienes la culpa, vives tu vida. Soy yo la molestia, quien llega a fastidiar, a pretender cosas que no debe. No se porque lo hago, será tal vez porqué siempre te desee y nunca te tuve; o será que no puedo explicarlo, como no puedo explicar mis sentimientos.Hoy (ayer), luego de verte sonreír con todos, me he dado cuenta que nunca te voy a tener. Que de nada sirve tenerte en mi mente, en mi corazón. Que no puedo evitar los celos de verte sonreír, de no sonreír conmigo. Entiendo, es mejor olvidar tu existencia, al fin, la distancia y las ocupaciones harán su trabajo. La memoria no es tan fuerte, el corazón no es tan tonto. Si te olvido ya no sufriré, ni crearé ilusiones débiles en mi corazón, ni pensaré en ti como en un hombre que me enseño amar y me hizo olvidarlo todo. Así entonces, todo va ser mejor para ti y para mí. Para mí por las razones que te explico, para ti porque ya no tendrás esa piedrecita en el zapato que te molesta. Estamos aqui, al final. No pienses que soy trágica o melodramática. Existe la necesidad de dar vuelta la página para poder seguir. No importa si el final es alegre como imaginé o triste como está sucediendo.No hay nada más que decir.